comunion-catolica-web_white.png

EUCARISTÍA (MISA)

¿QUÉ ES LA EUCARISTÍA?

Se dijo en el Concilio Vaticano II que "la Eucaristía es la fuente y la cumbre de la vida cristiana" Que la Eucaristía sea "fuente" significa que la vida cristiana nace la misa. Sin misa no hay vida cristiana. El mismo Jesús nos lo dijo en vincular la vida nueva que ha venido a llevar a comer a él como pan: "Yo soy el pan de la vida". Que la Eucaristía sea "cima" significa que un cristiano no puede celebrar nada más grande. En la eucaristía Dios nos habla, a cada uno nos dice algo diferente, y entramos en comunión con Jesús resucitado, y esta comunión lo cambia todo.

PRIMERA COMUNIÓN

... y no la última. Nosotros, las catequistas y el sacerdote, no estamos dos cursos preparando a su hijo / a para que un día entre en comunión con Jesús por primera vez y ya nunca más. Seria absurdo, no ?. Si la comunión con Jesús resucitado es fuente de vida, de transformación, de sentido, de esperanza, de caridad, para nosotros, cómo hacerlo una vez y ya está ... Seria un contrasentido.


Nosotros durante dos años iniciamos a tu hijo / a en la vida cristiana, y un momento de este camino es la primera vez que entran en comunión con Jesús, y este camino continua, no acaba. Podríamos decir que están al 5% de lo que Jesús quiere llenarlos.


El camino de iniciar a su hijo / a en la vida cristiana comienza en tercero de primaria, y en cuarto reciben la primera comunión, y en quinto participan del Grupo de Kt-Kolla 1. Los horarios de todo esto lo podrás ver en el apartado horarios (haz clic para ver horarios).

MISA POR LOS DIFUNTOS,
POR QUÉ CELEBRAMOS MISA POR LOS DIFUNTOS?

El sentido de ofrecer una misa para un difunto es totalmente espiritual. Sabemos que los difuntos pasarán "cierto tiempo" en el purgatorio, a menos que hayan muerto plenamente santificados, para purificarse y poder ver a Dios. Y ese "tiempo" puede verse acortado por nuestras oraciones, limosnas y actos de caridad hechos a favor de ellos.


Pablo VI señalaba como la obra de caridad más excelsa, la intercesión por las almas de las personas que están en el purgatorio. "Desde los primeros tiempos, la Iglesia ha honrado la memoria de los difuntos y ha ofrecido la eucaristía a su favor, para que, una vez purificados, puedan llegar a la visión beatífica de Dios" (Catecismo Iglesia Católica núm. 1.032). "La eucaristía la ofrecemos por los fieles difuntos que han muerto y que aún no están plenamente purificados; para que puedan entrar en la luz y paz de Cristo ". (Núm. 1.371).


Todo esto se da por la comunión de los santos: "Existe entre los fieles - tanto entre quienes son ya bienaventurados, como entre los que están en el Purgatorio o los que peregrinan en la tierra- un constante vínculo de amor y un abundante intercambio de todos los bienes "(Pablo VI).


Decía Santa Mónica antes de su muerte a su hijo: "Enterrad este cuerpo en cualquier lugar; no os preocupe más su cuidado; solo os ruego que, dondequiera que os encontrareis, le recuerde de mí ante el altar del Señor ".


¿Por qué se da un donativo para la misa de los difuntos? Des de hace muchos siglos se sigue la tradición que al ofrecer una misa por un difunto vaya acompañada de un donativo (estipendio) que tiene un doble sentido: por un lado, ofrenda a Dios, y por otro, para ayudar a la Iglesia en sus necesidades. Este donativo no debe entenderse como el precio de la misa, la misa no tiene precio, no se puede pagar con dinero un don de Dios tan grande. En las diócesis de Cataluña los obispos han determinado que el donativo mínimo por una misa sea de 10 euros. Si alguien no puede pagarlo no debe preocuparse por ello, la misa se hace igualmente.